Catering para empleados, beneficio para todos

Los empleados que suelen comer fuera de casa a diario, bien porque no tienen tiempo de cocinar o porque no les gusta, y no se pueden preparar el socorrido tupper por la noche, estarían encantados si su empresa les facilitara un catering a domicilio, las ventajas en cuanto a tiempo y ahorro son innegables, para el empresario y para los trabajadores. Los catering para empresas sirve comida de primera calidad, se recibe en las empresas caliente y lista para consumir, ni tan siquiera es necesario usar el microondas. Este tipo de servicios dispone de ofertas muy variadas, de platos preparados según recetas tradicionales o de cocina de vanguardia, pero siempre teniendo en cuenta que sea saludable, libre de grasas hidrogenadas, comida vegana y comida para alérgicos. Renovada semanalmente, la carta de un catering de empresa es una solución muy interesante para el trabajador y para la empresa.

Contratar un servicio de comida para empresas con una empresa de catering no obliga a permanencia ni supone ningún compromiso más allá del servicio de comidas para empleados que se solicite, durante el tiempo que se solicite, y se pueden activar o cancelar en cualquier momento, adaptándose a las necesidades de las empresas, y de los empleados.

Pensando en una situación atípica como la que estamos viviendo actualmente, la contratación de un catering de confianza para tu empresa, es una solución para varios aspectos,  los trabajadores no tienen que salir fuera ni perder tiempo en locales que a veces se llenan, se ahorran dinero, y protegen su salud tanto por los menús preparados teniendo en cuenta los aspectos en nutrición y alimentación, como por evitar contagios. Todo son ventajas. Además, está demostrado que mejora la productividad porque los trabajadores tendrán más tiempo para comer, un pequeño descanso, etc.

Semanalmente, la empresa de catering propone una nueva carta, variada, y en la que incluyen productos de temporada para seleccionar los platos que se deseen, a través de la web, y realizar el pedido. Los chefs cocinan los platos con productos locales e internacionales, con influencias de la cocina asiática y latinoamericana, muy aceptadas por el público en general. Después de cocinados los platos pasarán por un proceso de frío y envasado especial, que conservará los tuppers durante 10 días. Se puede recibir el pedido, en la oficina o en casa, en turno de mañana o de tarde, según tu solicitud. Y tendrás la comida preparada para toda la semana en menos de 48 horas, deberás conservar los alimentos preparados en la nevera.

Comida preparada y productividad de los empleados

Pero las ventajas de contratar un catering para los empleados van más allá; se dice que mejoran también las relaciones sociales de los empleados y permite una mayor implicación con la compañía. También, mejoran las relaciones entre el equipo, se incrementa la productividad, se propicia una mayor satisfacción y compromiso con la empresa por parte del empleado, incremento de la productividad, mejoras en la conciliación laboral, mayor conciencia sobre el bienestar y la salud de los empleados. Los empleados valoran la variedad de la oferta del catering, el ahorro económico, el ahorro de tiempo, la mejora de la dieta, el comer con los compañeros.

El ritmo y la rutina dejan cada vez menos tiempo para tareas fuera de lo que es lo laboral, y el ocio como tiempo que se organiza para viajes, actividades, etc. Por esta dinámica, las pautas de salud y bienestar se relegan a un segundo plano muchas veces, lamentablemente.

Y es aquí donde muchas empresas han visto una posibilidad de mejora de las condiciones laborales de sus empleados, lo que de forma indirecta repercute en beneficio económico para las compañías, como es la mayor productividad, la implicación de los empleados, la comunicación proactiva, la salud del equipo en definitiva, según concluye el informe EL ROI de las comidas corporativas, elaborado por Deliveroo.

Desde el punto de vista de los trabajadores, se puede decir que valoran en especial la variedad de opciones, el ahorro económico, el ahorro de tiempo que se gana para otras actividades de ocio, al no tener que cocinarse el almuerzo ellos mismos. También valoran la calidad de la dieta, y la mejora de las relaciones entre los compañeros.

Existe también una tendencia a acortar la hora del almuerzo para realizar otras actividades, como ir al gimnasio, o para reducir la jornada laboral, cuando hay servicio de catering de empresa. El tipo de empresa  y su tamaño influyen en el reparto del tiempo de alimentación, y cuanto más grandes son, más tiempo dedican sus empleados a la hora de alimentarse. En las empresas de menos de 50 empleados y en las startups la comida no suele ocupar más de 30 minutos.

Una carta con todos los ingredientes para cualquier evento

Inspirada en las recetas tradicionales de la cocina europea, americana y argentina, en La Frolita hacen realidad esos menús que recogen las recetas tradicionales más variadas de Europa y América, adaptadas a las necesidades de cada cliente, para enviar a domicilio, o para todo tipo de eventos, incluyendo los temáticos. El servicio de catering de La Frolita es versátil, para eventos en Madrid, desayunos, comidas de trabajo, cócktails de presentaciones, congresos, ferias y toda clase de eventos de empresa.

Controles de calidad en el catering

La legislación que regula el sector del catering es el R.D. 3484/2000, de 29 de diciembre, que establece las normas de higiene para la elaboración, distribución y comercio de comidas preparadas. En el artículo 7 se establecen las condiciones y temperaturas de almacenamiento, conservación, transporte y venta.

En cuanto a los envases y recipientes usados para comidas preparadas, deberán almacenarse protegidos de la contaminación, y las comidas preparadas se envasarán adecuadamente, con o sin cierre hermético, dependiendo del proceso de conservación utilizado y de su proceso de distribución. Será el propio catering quien se responsabilice de utilizar cualquier tipo de envase siempre y cuando cumpla con las condiciones generales de los materiales en contacto con los alimentos, y con las temperaturas que establece el R.D. para cada clase de conservación.

¿Cómo actuar en caso de una emergencia en el trabajo?

Cada tipo de emergencia o problema que se presente conlleva actuaciones y primeros auxilios diferentes. Por ejemplo, en el sector de la industria, las emergencias más frecuentes suelen ser caídas, golpes, fracturas o quemaduras, aunque hay muchas más y se debe estar preparado hasta para las menos pensadas. En cualquiera de estos casos, debemos ser conscientes que los primeros auxilios se deben dar de forma inmediata.

Estas situaciones de emergencia pueden presentarse en cualquier momento, ya que son impredecibles; y lamentablemente,  también son inevitables. Por eso, por más que tu lugar de trabajo emplee esfuerzos en la prevención de accidentes, estos de todas maneras podrán presentarse.

Aquí la importancia  que el personal de la compañía se encuentre preparado para tomar las acciones necesarias ante cualquier emergencia, las cuales van desde saber asegurar el espacio de trabajo, hasta iniciar un protocolo de evacuación, pasando por brindar primeros auxilios a sus compañeros.

La ley 31/95, de Prevención de Riesgos Laborales, contempla la obligación del empresario a analizar las situaciones de emergencia y a adoptar las medidas necesarias en materia de primeros auxilios. Asimismo, en su artículo 14, se indica que la formación en esta materia es uno de los derechos de los trabajadores, debiendo el empresario realizarla como una de las medidas de actuación frente a situaciones de emergencia. En caso de incumplimiento el empresario estaría incurriendo en una infracción leve, grave o muy grave, tal y como se especifica en el artículo 12.10 de la LISOS (Texto refundido de la Ley sobre infracciones y sanciones en el orden social, aprobado por el Real Decreto Legislativo 5/2000, de 4 de agosto).

Por otro lado, el Real Decreto 486/1997 sobre disposiciones mínimas de seguridad y salud en los lugares de trabajo, dicta que el empresario debe disponer de los locales y medios necesarios para la prestación de primeros auxilios a los trabajadores accidentados. Se entenderá por “lugares de trabajo” las áreas del centro de trabajo, edificadas o no, en las que los trabajadores deban permanecer o a las que puedan acceder en razón de su trabajo, estando incluidos los servicios higiénicos y locales de descanso, los locales de primeros auxilios y los comedores.

De esta forma, es obligatorio, por ley, que los lugares de trabajo cuenten con los medios necesarios para la prestación de los primeros auxilios en casos de emergencia. Éstos deben cumplir con la cantidad y características necesarias para responder a los riesgos existentes y al número de trabajadores, así como adaptarse a las atribuciones del personal habilitado que vaya a usarlos. Además, deben ser de fácil acceso, dentro del mismo lugar de trabajo o lo más cerca posible.

Para lograrlo, la empresa debe invertir esfuerzos en capacitar a sus empleados en este ámbito, así como también realizar simulaciones de emergencias periódicamente.

Recuerda que saber cómo actuar ante una emergencia en el trabajo puede evitar la pérdida de vidas en tu equipo.

Sermecon, empresa especialista en medicina de trabajo y formación en prevención y protección en casos de emergencia, nos brinda algunos consejos en caso de emergencias laborales:

En el caso de un accidente lo primero que debes hacer es:

Cuando se produce un accidente lo más importante es mantener la calma y analizar de inmediato la situación, gestionándolo de manera rápida y eficaz. Para esto, se deben seguir los PAS o los pasos a seguir ante cualquier situación de emergencia: Proteger – Avisar – Socorrer, justo en  este orden de acción. Además, debes intentar:

  1. Proteger el lugar de los hechos: Trata de despejar el área de todo aquello que ponga en peligro tu vida y la del afectado.
  2. Alertar a los servicios de emergencia: Llama inmediatamente a una ambulancia.
  3. Mantener la calma y evitar las aglomeraciones: En estos momentos es cuando es más importante mantener la calma, no alarmar a nadie; y aunque todos quieran ayudar, tratar que solo estén las persona necesarias.
  4. No muevas al accidentado sin antes valorar su estado: Si alguno de tus compañeros está lesionado, evita moverlo, a no ser que sea necesario y que la vida de la persona corra riesgo, como en el caso de un incendio o un temblor, ya que podrías empeorar su estado.
  5. No trates de darle de comer o beber: Si haces esto puedes generar otros malestares como nauseas o vómitos, por lo que es preferible esperar a los paramédicos.
  6. No abandones al herido hasta que llegue el servicio de asistencia médica: Espera junto a él a que la ambulancia llegue y brinda a los paramédicos toda la información posible que tengas del accidentado.

En caso de incendio:

Los siguientes pasos se deben seguir tanto si nos encontramos en nuestro puesto de trabajo, como en nuestra propia casa:

  • Lo primero es averiguar en qué planta se ha ocasionado, ya que de esto dependerá el plan de emergencia que deberemos aplicar y su efectividad:
    • Si se produce en el piso en el que estamos, debemos salir a la calle de forma ordenada y, una vez allí, debemos llamar al 112 (teléfono de emergencias gratuito). No te detengas por tus pertenencias y objetos materiales, ya que perderemos tiempo recopilándolos y podemos poner en riesgo nuestra vida.
    • Si se produce en otra planta, no deberemos salir del edificio bajo ningún concepto. Esto porque podríamos ahogarnos con las llamas en el camino (mucha gente muere intentando escapar por las escaleras). En este caso, lo que debemos hacer es protegernos: cerrar bien las ventanas, cubrir la parte de abajo de las puertas con toallas y llamar al 112, para que los cuerpos de seguridad acudan a nuestro rescate.
  • Luego, nos agacharemos protegiendo nariz y boca, pero intenta no esconderte en armarios u otros lugares cerrados. Esto podría dificultar las maniobras de rescate cuando lleguen los bomberos.
  • Si tenemos algún tipo de discapacidad, se lo comunicaremos a los profesionales de emergencia (112, Bomberos) para que puedan darnos el apoyo que necesitemos.

En caso de una evacuación:

Algunas de las emergencias, al menos las de carácter mayor, obligan a los empleados a tener que evacuar el área de trabajo para no poner en riesgos sus vidas. Esto deben realizarlo de manera segura y lo más rápido posible y necesitarán que  las salidas estén correctamente identificadas.

También es necesario que las personas se organicen antes en un punto de reunión, desde donde puedan escuchar instrucciones sobre los pasos a seguir. Las personas más vulnerables, como mujeres, adultos mayores y niños, deberán ser las primeras en desalojar.

Todo el proceso debe llevarse a cabo transitando por espacios seguros, en donde los empleados no queden expuestos a accidentes aún peores. Por ejemplo, en este tipo de situaciones debe evitarse a toda costa el uso de ascensores y escaleras mecánicas, o la manipulación de instalaciones eléctricas.

Siempre sigue el plan de emergencia de tu empresa

Es importante que tu empresa tenga Planes de Emergencia bien delimitados y se le comuniquen a todos los miembros de la misma, de forma que cada empleado sepa que hacer en un estado de alarma y puedan tomar las acciones apropiadas. Algunos puntos que debe incluir este plan de emergencia son:

  • Planes de evacuación
  • Sistemas de alarmas
  • Procedimientos de notificación al personal
  • Procedimientos de cierre
  • Tipos posibles de emergencias

Además, este plan debe ser revisado cada doce meses y actualizado para mantener su eficacia.

Accidentes durante el traslado al puesto de trabajo

Los accidentes que puedan ocurrirle a los empleados de camino a su trabajo, también se consideran del interés de la empresa. Queda de parte de cada individuo ir muy atento en su desplazamiento hacia la empresa, siguiendo unas pautas básicas que se conviertan en buenos hábitos:

  • Evitar llevar puestos los cascos de música y, si los llevamos, llevar uno solo o con poco volumen. Así, en caso de que un coche nos pite, podremos oírle.
  • Cuando vayamos a cruzar una calle, debemos ver el semáforo y después a los coches.
  • No seguir nunca a otros peatones. A veces, por inercia, seguimos a personas que cruzan aunque el semáforo está en rojo o pasen coches, pero esto es peligroso. No debemos cruzar hasta comprobar personalmente que el semáforo está en verde y no hay ningún vehículo que nos ponga en riesgo.
  • Presta la misma atención cuando pases delante de garajes.
  • No utilizar el móvil mientras circulamos por la calle y, mucho menos, cuando esperamos en un paso de cebra o cruzamos una carretera. Esto puede distraernos  y dirigirnos hacia posibles peligros o riesgos.
  • Si vamos al trabajo en autobús, saludaremos al conductor y podemos preguntarle alguna duda, pero no le entretendremos con demasiada conversación: podemos distraerle y poner en peligro a nosotros y a los demás pasajeros.
  • Tanto en el autobús, como en el metro o tren, nuestro tono de voz debe ser moderado: no debemos hablar alto ni cantar.
  • Una vez dentro del transporte (metro, autobús, tren) , si escuchamos música, siempre debemos llevar puestos los cascos, para no molestar a otros pasajeros.

El envase, un potente elemento de marketing

Estamos asistiendo al momento de la Historia en el que existe una mayor competencia entre las empresas de un mismo sector. Podríamos decir que esa competencia es feroz y que jamás un cliente ha tenido tantas opciones entre las que elegir. La verdad es que eso obliga a todas las empresas a permanecer a la última y conseguir todos los avances posibles con el objetivo de hacer más eficaz y más eficiente su trabajo, algo fundamental para que la actividad comercial de la entidad siga adelante y lo haga con el éxito que se espera de ella.

Todo lo que os hemos comentado tiene su fiel reflejo en un aspecto tan básico para las empresas de hoy en día como lo es la publicidad. A nadie le cabe duda alguna acerca de la importancia que ha adquirido en la sociedad moderna el marketing o la publicidad, y está claro que hay que utilizar todas las fórmulas publicitarias posibles para tratar de dar a conocer los productos o servicios que una entidad comercializa, su imagen de marca y los avances que consigue. Esta es la manera ideal de colarse en las mentes de los clientes potenciales y de fidelizarlos.

Hay muchas maneras de hacer publicidad. Se oye hablar de los elementos más tradicionales, como los anuncios en mobiliario urbano, los espacios en los periódicos o las cuñas de radio, pero también podemos dejarnos embaucar por el marketing digital y sus estandartes, como lo son el posicionamiento SEO en buscadores, el diseño web o el uso de las redes sociales, cosas que nos permiten llegar a una cantidad enorme de gente en esta sociedad interconectada. También tenemos a nuestra disposición un tipo de marketing diferente, el que conseguimos usando los envases de los productos que nos encargamos de vender.

Una noticia que fue publicada en el portal web de Interempresas informaba de que el envase es una herramienta de marketing muy potente en los tiempos en los que nos encontramos y que pocas herramientas pueden existir que lo mejoren. El artículo asegura que es un medio de comunicación muy efectiva entre los productores y los consumidores y lo cierto es que son cada vez más las personas que han visto en eso una oportunidad para mejorar la imagen del producto y la marca. Y es que no solo ofrecen seguridad y comodidad para el cliente.

Una reflexión publicada en el portal web Foro Alfa indicaba también el tremendo valor publicitario que tiene un envase y la efectividad de una propuesta como de la que venimos hablando. Y es que el diseño de estos envases genera un mensaje publicitario que termina calando en el consumidor y que tenemos que tener en cuenta siempre a la hora de que nuestra imagen de marca adquiera ese potencial que deseamos que tenga tanto a corto como a largo plazo. Quien sepa manejar este tipo asuntos tiene, desde luego, la sartén por el mango a la hora de triunfar.

El envase tiene una importancia más grande ahora que nunca y las empresas se han dado cuenta de ello. Teniendo en cuenta que es un elemento que tiene una relación directa con la imagen de la entidad a la que representa, muchas de ellas lo utilizan como un elemento de marketing. Así nos lo han comentado los profesionales de una empresa como lo es Pérez Linares, dedicada a producir este tipo de objetos y que han visto cómo las empresas han decidido redoblar sus esfuerzos económicos en todo lo que tiene que ver con envases más originales y más cómodos para sus clientes.

El ejemplo de Coca Cola, uno de los más claros

Uno de los ejemplos más claros en lo que tiene que ver con la apuesta por el envase como un elemento de marketing es el de Coca Cola, que siempre ha solido jugar con todo lo que tiene que ver con las botellas en las que se contienen sus productos. Por ejemplo, seguro que muchos y muchas recordáis cuando las botellas de Fanta naranja y limón adoptaron una forma más estrecha hacia la mitad del envase con el objetivo de que tuviera un agarre mucho más consistente. De eso trata el apostar por nuevas maneras de apostar por el marketing, entre otras muchas cosas.

Creemos firmemente que este modelo de publicidad va a seguir siendo de los más potentes en los próximos años. Está más que comprobado que funcionan y que generan una enorme cantidad de expectación tanto entre nuestros clientes como entre todas esas personas a las que puede llegar nuestro mensaje. Este es tipo de beneficios que buscan obtener las empresas con avances como estos y no nos cabe la menor duda de que son muchas las entidades que están valorando empezar a apostar por cuestiones así. Es cuestión de tiempo que lo descubramos.

Packaging: un soporte publicitario más

Todos los emprendedores y empresarios son plenamente conscientes del valor que tiene un elemento como lo es la publicidad en los momentos en los que nos encontramos. No apostar por la publicidad es limitar de una manera enorme la capacidad de crecimiento y desarrollo que tiene un negocio, así que es una decisión inteligente el realizar una inversión en todo lo que tenga que ver con ella. Sin publicidad, muchos negocios por no decir prácticamente todos se irían a pique en un plazo razonablemente corto de tiempo. Y eso, como muchos os estaréis imaginando, terminaría por destruir la economía española. 

Apostar por la publicidad puede implicar hacerlo por un montón de cuestiones que están relacionadas con la misma. Existe, por ejemplo, una publicidad más tradicional de la que las empresas poco a poco se van desligando. Por otro lado, existe una publicidad muy novedosa, muy fresca, qué es la que tiene que ver con el marketing digital, que está abanderado por cuestiones como lo son las redes sociales, la confección de diferentes páginas web o el posicionamiento SEO en buscadores de la talla de Google, temas cuya importancia ascendido de una manera bastante interesante y que cada vez son tenidos más en cuenta por los CEOs de las compañías empresariales españolas. 

Hay un elemento que está relacionado con todo lo que venimos comentando puesto que es una manera muy eficaz de hacer publicidad y de llamar la atención de los consumidores. Hablamos de todos esos asuntos que están ligados al packaging, que también forma parte de una estrategia de marketing a través de la cual una imagen también va perfeccionando y constituyendo su imagen de marca. De hecho, ya son muchos los comercios y los negocios que han encontrado en el packaging un medio perfecto para posicionarse, por decirlo de alguna manera, en el subconsciente de la población. 

Una noticia que fue publicada en la página web de Alimarket ofrecía 10 claves para entender el negocio del packaging en un país como el nuestro en el año 2018. Más allá de esos consejos, de esas cifras, nosotros nos hemos quedado con una de las cuestiones que se comentan al principio del artículo y que vienen a decir que España es uno de los países en los cuales en la producción de este tipo de embalajes ha aumentado. Eso tiene una explicación que es muy simple: y es que muchas empresas cada vez le han ido dando más importancia a este tipo de material para vender sus productos. 

Decíamos que este packaging es uno de los elementos clave a la hora de constituir una imagen de marca. y una de las maneras que han encontrado las empresas para cumplir con este cometido es apostar por un packaging ecológico. Una noticia que fue publicada en el portal web de El Periódico de la Energía aseguraba que esta es una de las mejores inversiones de futuro que pueden desempeñar todos los negocios españoles con independencia de cual sea su tamaño o su sector de producción. Y es que aprovechar el tirón de la ecología hablará mucho y muy bien del comercio, de la tienda o de la empresa que apueste por ello. 

Un asunto como el packaging está generando mucho interés y cada vez más entre muchísimas empresas que operan en el interior de nuestras fronteras. No es para menos, ya que esta se ha constituido como una la forma más factibles, más baratas y más libres para publicitar a nuestra empresa ir hacer ver su imagen de marca. Los profesionales de una entidad como Mimó Pack, especializados en el diseño de este tipo de soportes, nos comentan que las necesidades de las empresas en lo que tiene que ver con esta materia siguen creciendo sin parar y que el margen de crecimiento todavía no tiene un tope establecido. 

Un soporte cada día más socorrido 

El paquete o recipiente en el que un producto se encuadra a la hora de ser distribuido y vendido tiene cada día una importancia mayor en términos publicitarios. Y es que el packaging constituye un soporte clave para dar a conocer algunos de los medios a través de los cuales externalizamos la imagen de marca de una empresa. Gracias al packaging podemos dar a conocer nuestra página web, nuestras redes sociales y algunas de las cuestiones que más identifiquen a nuestra entidad. Y eso tiene un valor importante en los tiempos que corren. 

Tan importante es ese valor que ya es extraño el caso de una empresa que no tenga en cuenta el packaging a la hora de promocionarse. Es un error de bastante enjundia no hacerlo y la verdad es que la mayoría de los directores de marketing de las empresas no solo españolas, sino de todo el mundo, están evitando incurrir en él. Y es que no hay nada mejor que el propio producto para promocionar cualquiera de las cosas que tenga que ver con la entidad que lo fabrica.

Aumenta el número de personas mayores de 25 años que accede a la universidad o que pretende hacerlo

La educación no es una cosa solo para jóvenes. Estudiar es algo que va más allá de todas esas personas que se encuentran empezando sus vidas y que buscan un trabajo, un empleo, para el futuro. Desde luego, no cabe la menor duda de que este asunto es de lo más interesante. Y es que cualquier persona, con independencia de su edad, es susceptible de aprender nuevas labores y de agarrar nuevos conocimientos que le hagan progresar en alguno de los aspectos de su vida. Sin duda, estudiar y formarse solo tiene ventajas para una persona, con independencia de cómo sea y qué edad tenga.

Por fortuna, parece que en un país como lo es el nuestro son muchas las personas que han considerado interesante la opción de ponerse a estudiar y a aprender nuevas ciencias y profesiones cuando ya no somos precisamente jóvenes. Eso dice mucho de la población española, que es inquieta por naturaleza y que quiere seguir aprendiendo cosas a medida que pasan los años. La verdad es que esto deja claro que en España hay muchas ganas de aprender cosas nuevas y de, en general, constituirse como una persona culta y de provecho.

Os vamos a comentar un par de noticias que ponen de manifiesto los asuntos de los que hemos venido hablando a lo largo de estos dos primeros párrafos:

  • En una primera, publicada en la página web del diario Heraldo, se hablaba de los universitarios más talluditos en referencia a todas aquellas personas que, al menos en lo que respectaba a la comunidad aragonesa, de la que es originaria este medio, tratan de sacarse un título universitario cuando se supone que la edad universitaria ya ha pasado para ellos y ellas. Y es que son más de 200 las personas de entre 25 y 40 años que se presentan cada año a las pruebas de acceso a la Universidad de Zaragoza.
  • En otro artículo, en este caso de índole estadístico (y publicado en el portal web Statista) se informaba del porcentaje de personas de entre 18 y 64 años con títulos universitarios según el grado de limitaciones por problemas de salud. Las personas que no están limitadas tienen estudios universitarios en el 10’7% de los casos, mientras que las que sí están gravemente limitadas tienen estudios de este tipo en el 3’9% de los casos.

Es evidente que estudiar una carrera universitaria no tiene que ser algo limitativo y mucho menos por cuestiones que tengan que ver con la edad de una persona. De hecho, estamos asistiendo a la llegada de muchas personas mayores de 25 años a un entorno como el universitario. Es algo que nos han comentado desde el Centro Universitario San Bernardo de Madrid, entidad especializada en todo lo que tiene que ver con la preparación de ese acceso a la universidad que tanta gente adulta está tratando de solventar de una manera eficaz y rápida.

Casos de éxito que se multiplican

Los profesionales de la entidad a la que nos hemos referido tambiçén nos han dejado claro, en la misma charla, que la gente adulta suele mostrar una enorme voluntad en todo lo que respecta a su entrada en una universidad. Es necesario que tengamos en cuenta que se trata de personas que también trabajan y que, en muchos casos, se encuentran al cargo de una familia. E incluir estudios en ese día a día tan cargante no siempre es fácil. Tiene un mérito tremendo que este tipo de personas apueste por la formación en un momento de su vida tan complicado como lo es la mediana edad.

Esto hace que los casos de éxito en lo que respecta a superar esas pruebas por parte de esas personas se estén  multiplicando de una manera extraordinaria de un tiempo a esta parte. Y esto muestra que, a base de voluntad, se pueden conseguir muchísimas cosas en esta vida aunque haya gente empeñada en querer demostrar lo contrario. Es evidente que, en muchos casos, la habilidad en una determinada materia es importante. Pero está claro que, si lo que nos falta es voluntad, tendremos problemas antes o después. Y la voluntad no es algo que sea fácil de adquirir. Requiere adquirir nuevos hábitos, algo que no siempre es moco de pavo.

Nos encontramos en un momento en el que, en el mercado laboral, se están pidiendo una serie de formaciones y títulos que no es fácil conseguir. La verdad es que la competitividad ha crecido de una manera realmente grande de un tiempo a esta parte y es evidente que, quien no ha tenido la oportunidad de formarse mientras era adolescente, tiene la necesidad, ahora, de obtener todos esos títulos y certificados. Hay mucha gente tras ellos y estamos seguros de que seguirá habiendo más de cara al futuro próximo.