Medidas antiCovid en el trabajo

Ahora que todo el mundo tiene en boca las medidas que los colegios tienen que tomar para el regreso al cole de los niños y niñas, también hay que prestar mucha atención a las normas y medidas que hay que tomar para volver al trabajo. Y es que, existen empleos en los que en una misma oficina se pueden llegar a juntar más de 20 personas. Llama mucho la atención que todo el foco de alarma se está poniendo en los centros escolares cuando existen empleos en los que se juntan mucha gente y hay que tomar las medidas.

Nosotros no queremos alarmar, pero tampoco queremos convertirnos en negacionistas. El virus ha demostrado que es mucho más listo que nosotros. Seis meses después sigue ahí, por lo tanto, hay que tomar una serie de medidas en el trabajo. Siguiendo las indicaciones del Ministerio de Sanidad, estas son las recomendaciones que hacen y que hay que cumplir en los puestos de trabajo.

El término vigilancia de la salud de los trabajadores engloba una serie de actividades, referidas tanto a individuos como a colectividades y orientadas a la prevención de los riesgos laborales, cuyos objetivos generales tienen que ver con la identificación de problemas de salud y la evaluación de intervenciones preventivas.

Antes de ir al trabajo

Si presentas cualquier sintomatología, es decir, tos, fiebre, dificultad al respirar, etc., que pudiera estar asociada con el COVID-19 no debes acudir al trabajo y tienes que contactar con el teléfono de atención al COVID-19 de tu comunidad autónoma o con tu centro de atención primaria y seguir sus instrucciones. De ninguna forma debes acudir a tu puesto de trabajo hasta que te confirmen que no hay riesgo para ti o para los demás.

Si has estado en contacto estrecho (convivientes, familiares y personas que hayan estado en el mismo lugar que un caso mientras el caso presentaba síntomas a una distancia menor de 2 metros durante un tiempo de al menos 15 minutos) o has compartido espacio sin guardar la distancia interpersonal con una persona afectada por el COVID-19, tampoco debes acudir a tu puesto de trabajo.

En el centro de trabajo

Las tareas y procesos laborales deben planificarse para que los trabajadores puedan mantener la distancia interpersonal de aproximadamente 2 metros, tanto en la entrada y salida al centro de trabajo como durante la permanencia en el mismo.

Hay que asegurar que la distancia interpersonal está garantizada en las zonas comunes y, en cualquier caso, deben evitarse aglomeraciones de personal en estos puntos.

La reanudación de la actividad debe guiarse por el principio de minimización del riesgo. Por tanto, la reincorporación a la normalidad de aquellas actividades que comporten riesgo de aglomeración debe producirse en último lugar.

En aquellas empresas o establecimientos abiertos al público, deberán implementarse medidas para minimizar el contacto entre las personas trabajadoras y los clientes o público.

Medidas

De acuerdo con la normativa de riesgos laborales, será necesario informar al personal de forma fehaciente, actualizada y habitual de las recomendaciones sanitarias que deben seguir de forma individual.

Es preciso proveer al personal de los productos de higiene necesarios para poder seguir las recomendaciones individuales, adaptándose a cada actividad concreta. Con carácter general, es necesario mantener un aprovisionamiento adecuado de jabón, solución hidroalcohólica y pañuelos desechables.

Hay que mantener un aprovisionamiento suficiente del material de limpieza para poder acometer las tareas de higienización reforzada a diario.

Es necesario contar con aprovisionamiento suficiente de material de protección, especialmente guantes y mascarillas, para el personal cuando así lo indique el servicio de prevención de riesgos laborales y, muy concretamente, el más expuesto (médicos y enfermería de empresa, personal de limpieza, personal de cara al público).

 Se deberán adoptar medidas específicas para minimizar el riesgo de transmisión a las personas trabajadoras especialmente sensibles cuando hayan tenido que acudir al centro de trabajo. Por ejemplo, una buena medida es colocar mamparas entre todos los trabajadores. Sobre todo en aquellos sitios donde los ordenadores están cerca.

Otra opción es en oficinas con un determinado número de puertas y empleados, el uso de cerraduras convencionales con llave presenta una serie de riesgos y limitaciones importantes. Así, los sistemas de control de accesos de última generación utilizados por Delbin Ingeniería permiten una gestión fácil, rápida y flexible del plan de cierre y aportan muchos otros beneficios a los usuarios.

Ahora ya conoces más sobre la vuelta al trabajo. Está claro que este virus lo tenemos que parar entre todos, aunque en el caso de las empresas tienen que poner algo más de ellos para poder asegurar tranquilidad a todos sus empleados. Aunque estos también tienen que actuar con sentido común y coherencia.

Deja una respuesta