Creativa

Consejos para preparar tu coche para el verano

De igual forma que es importante mandar el coche a revisiones cada cierto tiempo para comprobar que los niveles de todo estén correctamente, no lo es menos preparar el coche de cara al verano y las altas temperaturas. De este modo, tendrás que tener en cuenta una serie de consejos que te van a permitir hacerlo de una forma correcta y efectiva. Unos consejos que te vamos a explicar en este artículo.

De igual forma que es importante mandar el coche a revisiones cada cierto tiempo para comprobar que los niveles de todo estén correctamente, no lo es menos preparar el coche de cara al verano y las altas temperaturas. De este modo, tendrás que tener en cuenta una serie de consejos que te van a permitir hacerlo de una forma correcta y efectiva. Unos consejos que te vamos a explicar en este artículo.

  • Comprueba que el aire acondicionado funcione correctamente

Lo más importante de todo si quieres tener un verano libre de calores, es asegurarte de que el aire acondicionado funcione correctamente. Por normal general, el aire se suele desconectar sobre septiembre u octubre y no se vuelve a encender hasta el siguiente verano, por lo que pasan más de 6 meses sin hacer uso de él. Lo que puede ocurrir es que la carga de aire se descargue y simplemente deje de funcionar. Enciéndelo durante un rato para comprobar si la intensidad y el funcionamiento es el habitual, de lo contrario, tendrás que llevar el coche a algún taller y que te cambien la carga de aire.

  • Revisa el nivel de todos los líquidos

Uno de los aspectos más importantes para la salud del coche son los niveles de los líquidos del coche, así como los sistemas de refrigeración. Si los niveles de líquidos no son los adecuados, el coche se puede ver afectado a corto plazo. Comprueba también que tanto el radiador como los manguitos  van a la perfección, ya que si existe riesgo de fuga o ya la hay, estarás perdiendo liquido refrigerante, lo que lleva a un sobrecalentamiento del motor y esto provocaría ciertas averías mayores.

  • Hazte con un parasol y úsalo

Algo tan fácil como usar un parasol en la luna delantera del coche, evitará que el coche se caliente en exceso. La temperatura puede llegar a verse elevada hasta en unos 10 grados. Este simple gesto hará que cuando vuelvas a montarte en el coche, el camino sea más llevadero cuando el calor aprieta.

  • Vigila la presión de los neumáticos

Es importante estar pendientes de los neumáticos y realizarles un chequeo antes de realizar un viaje largo, pues así estarás garantizándote más seguridad en la carretera.

Si las ruedas están con una presión menor de la recomendada por el fabricante, el combustible se consumirá más rápido y el neumático sufrirá el doble.

Si soporta gran carga, podrás aumentar la presión un poco más, siempre y cuando el fabricante lo indique, para que así se compense la carga por otro lado.

  • Controla el estado de los frenos

Como todos sabemos, en verano se suelen hacer trayectos más largos en el coche, ya sea haciendo alguna escapada de fin de semana o yendo a otra cuidad de viaje, por lo que otras de las cosas importantes que debes tener bajo control es el estado de los frenos. Resultaría muy peligroso hacer un viaje con los frenos desgastados o en mal estado, ya que esto podría provocar un accidente.

Para ello tendrás que comprobar el estado de las pastillas de freno y ante la más mínima duda, acudir a un profesional de la mecánica para que haga las comprobaciones oportunas.

  • Ten cuidado con la batería

Algo fundamental es comprobar también el estado de la batería del coche y si esta está cargada, de igual forma que su antigüedad. Por lo contrario, puedes verte en una situación en la que tengas que cancelar un viaje de última hora, por lo que hacer las comprobaciones oportunas es vital y no te llevará más de 5 minutos.

  • Asegura espacio suficiente para guardar equipaje

Comprueba si tu vehículo tiene el suficiente espacio que puedas necesitar en caso de irte de viaje y si necesitas una zona extra. En caso de necesitar más espacio de almacenamiento, podrás incorporar algún accesorio como las vacas, cofres o barras portaequipaje…

  • Ten el seguro y demás papeles vigentes

“Es obligatorio tener los papeles en regla tanto para viajar y deben llevarse siempre en el coche por si hay algún control. Además, tener a mano estos papeles también es fundamental si quiere vender el vehículo porque son necesarios el permiso de circulación y la ficha de la inspección técnica”, indican desde Trámites Vehículos Online, gestoría online que realiza transferencias de vehículos.

Además, no te olvides de tener el seguro en vigor. Debes tener la póliza actualizada y al día de pagos para que, si tienes algún problema, el seguro pueda cubrir los costes. Esto es un punto muy importante y resulta clave de cada a un viaje largo como los que se suelen realizar en verano. Si por el motivo que sea, no tienes el seguro activo y al corriente de pagos, no deberías coger el coche hasta solucionar esto.

  • Procura hidratarte correctamente

Y este consejo no es para el coche, es para ti cuando viajes. Porque hidratarse es un consejo valido para todos los días del año pero en las épocas donde el calor aprieta más, es fundamental que te hidrates correctamente. Sobre todo si vas a hacer algún viaje largo, ten a mano una botella de agua para evitar en la medida de lo posible caer en cuadros de fatiga al volante.

En este apartado no hay que dejar de lado que también es recomendable hacer una parada cada dos horas para estirar las piernas y descansar un poco. Esto hará que afrontes mejor el viaje, sobre todo si es de muchas horas y así estar más atento a la carretera, por lo tanto, te garantizará una mayor seguridad en la carretera.

Si bien estos consejos son validos para que tengas tu coche apunto de cara al verano, no olvides hacerlo cada cierto tiempo, pues el coche es el medio de transporte que más se suele usar para desplazarse a todos lados, por lo que, procura tenerlo al día de todo y así evitarás tener algún susto tanto personal como económico, pudiendo ahorrarte algún accidente o una posible avería que te cueste un ojo de la cara en el taller. 

Comparte esta publicación
Facebook
Twitter
LinkedIn
Últimos artículos
Categorías

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies